martes, 22 de abril de 2008

¿La belleza de la muerte?

Anteriormente en otra entrada, ustedes recordarán que hablé del ¿artista? cabrón, Guillermo Vargas Habacuc, que en una exposición presentaba a un perro callejero y moribundo para que los visitantes ¿apreciaran? el arte del sufrimiento. Bueno como la idiotez humana hace escuela y parece que el perro es un ser inferior, un tal Gregor Schneider, un artista alemán que ganó el León de Oro en la Bienal de Venecia 2001, va a hacer lo mismo pero con un enfermo terminal, o por lo menos es su intención.
"La realidad de la agonía en las clínicas, las salas de terapia intensiva y los quirófanos alemanes es terrible. Este es el escándalo. La muerte. Y el camino hacia ella hoy es un sufrimiento." Con estas palabras trata de justificar su intento de exponer a un moribundo dentro de la muestra "La belleza de la muerte"
Obviamente que será consentido por el enfermo -faltaba más!- y pensó en un coleccionista de arte que quiere -o le gustaría- morir en público.
¿Hasta donde vamos a llegar?, ¿que es lo próximo?, ¿suicidios en vivo?, ¿violaciones a indigentes?. Lamentablemente parece que se están perdiendo los límites, ya no solo en el hecho de definir a cualquier cosa como arte sino que se están creando monstruosidades solo para el aplauso, para el reconocimiento y el morbo.
Todos estos payasos se justifican diciendo que si la gente va a ver sus obras es porque hay demanda, tendrían que saber que de enfermitos como ellos, este mundo, está lleno.

Mas información

8 comentarios:

eliana dijo...

Dios! que triste es ver a alguien ir muriendo poco a poco,es una situacion realmente horrible para los que vimos a un ser querido pasar por eso...no le encuentro el lado artístico a una cosa asi....

El Bis dijo...

Esto del artisteo ,joder .. por que no hacen una exposición de artistas frikis bebiendo lejía?
Sería muy plástico

Noa dijo...

¿Quien narices permite q esto suceda?¿Como es posible que se permita??? Los derechos de los animales por el suelo y, ahora, ¿los derechos humanos también???

Flipante, siento auténtico ASCO por ellos.

Carilisve dijo...

¡Hola!
Creo que te quedaste corto con la etiqueta de la entrada. Idiotez humana, no es precisamente la definición para este tipo de individuos.
Hijo de put... les queda mucho mejor.
Un saludo

Jugador 1 dijo...

¿Estamos todos locos?

BLOGus dijo...

Casi todos...

Peter Punk dijo...

Una amiga de mi madre es terminal y yo no veo en ello belleza ninguna. Todo lo contrario, no quiero ir a verla porque prefiero recordarla con su vitalidad y alegría pasada. Si algo es una obra de arte, o tenemos que tratar de que lo sea, eso es nuestra propia vida, los años vividos, no el momento de la muerte.
Morir creando ese espectáculo no me parece muy digno.
Desde luego, a la gente hoy día le ha dado por recrear las cosas más terribles que existen, con esos programas en los que denuncian las situaciones más morbosas, los atentados más crueles... No digo que el mundo sea como La casa de la pradera, pero hay otras muchas cosas positivas que enseñar.
Conocemos el sufrimiento, todos y cada uno de nosotros, de eso estoy segura, y no creo que necesitemos que alguien lo exponga en un museo para reconocerlo.

Anónimo dijo...

Creo que busco algo mas que una forma o una apariencia y la interpretacion que uno tenga al ver a alguin morir depende de los ojos con q se mire, en especial si es un ser querido, si no lo es , eso me recuerda que somos polvo que la vida es corta q el Amor todo lo puede q no puedo ser el mismo, necesito encontrar a Dios y necesito Gritarle al mundo lo que guarda mi corazon, que en nada me seducen con dinero belleza o poder, odio la carne, odio la mentira, Y A VECES SOLO LA MUERTE PUEDE HACERME ENCONTRAR LA VERDADERA VIDA.