miércoles, 25 de junio de 2008

El Wiñoy Tripantu

Ayer nos enteramos que la supuesta tribu de aborígenes descubierta en la frontera entre Brasil y Perú, ya era conocida desde hace tiempo. Existen cientos de grupos originarios que no quieren ser descubiertos y no tanto por miedo a la mal llamada civilización sino directamente a la muerte por infecciones. Ellos lograron con ritos y medicinas naturales lo que las tiendas homeopáticas, tipo Herbalife, más quisieran.
Pero existen también pueblos originarios, ya descubiertos, ya robados y ya diezmados, a los que tenemos que tener en cuenta. A los no descubiertos, dejémoslos tranquilos y a los ya “civilizados” ayudémoslos.
Se está celebrando en América del Sur, el año nuevo Mapuche, el Wiñoy Tripantu, celebración de honra a la Madre Tierra. Las celebraciones comenzaron el sábado donde los ancianos comparten junto a los jóvenes, alrededor de una hoguera, experiencias y vivencias oralmente, como se hace desde siempre. Agradecen todo los que les da la naturaleza y les cuentan su vida dura junto al hombre blanco.
Solo escribo esta entrada para que gracias a ir escribiendo de ellos (ya que históricamente les cagamos la vida) ahora no nos olvidemos que existen y que antes que llegáramos los “europeos” ellos estaban allí.
Más información

2 comentarios:

Gus dijo...

Hola Gus! Me adhiero totalmente a tu post.

Conozco muy bien la tradición Mapuche, no solo porque pasé mi infancia en San Martin de los Andes (Neuquén), sino también porque mi familia tenía amigos en la Comunindad de Ruca Choroy, en la zona del bellísimo Aluminé.

Sabes? existe un libro de una señora alemana llamada Bertha Koessler, cuyo marido fué el primer médico blanco de San Martin de los Andes y la zona, y ella narra en éste libro sus experiencias con la medicina y las costumbres tradicionales mapuches.

Este año estuve en la zona otra vez, y visité la Comunidad de Quila Quina, una de las bahias mas hermosas del Lago Lácar.

Creo que con ésta comunidad en especial hay un sentido de "revalorizar sus creencias" y difundirlas.

Y vos hacés mucho también al acordarte de ellos desde la distancia...

A Bientôt!

hechizos de amor dijo...

Ojalá estos pueblos originarios de las tierras del sur puedan mantener su cultura, seguir viviendo con sus tradiciones y enseñarlas a sus próximas generaciones.