martes, 10 de junio de 2008

Los alarmistas de siempre

Ayer fui al supermercado a comprar un par de cosas que ya venían faltando en casa, siendo lunes pensé que llegaría, compraría y me iría rápido a casa a tirarme al sillón a blanquear un poco mi mente con la televisión. Pero cuando entre al súper me di cuenta que había más gente de lo habitual que cargaba su carrito como si fuera primeros de mes, como si tuvieran dinerito fresco dispuesto a ser gastado, seguí buscando lo que me había anotado en un papel y pensaba que realmente parecía sábado por la gente que pululaba entre góndolas de productos como hormiguitas buscando que comer. Cuando fui a comprar agua mineral, la estantería estaba casi vacía y eso me extraño aún más. Hice la cola correspondiente, más larga que lo habitual, pague y me orienté hacia mi casa y su sillón de cuero.
Sentado ya con una cervecita, vi en las noticias colas interminables en las gasolineras, donde la gente no solo llenaba su tanque de combustible sino que también llenaban bidones de plástico, ya se veían imágenes de algunas estaciones de servicio con cartelitos de “no hay tal o cual gasolina”. Miré hacia la ventana a ver si ya nos bombardeaban o si el mundo estuviera a punto de acabarse, me acerqué a la ventana a ver si caían pájaros anunciando el Apocalipsis, mientras en todos los sitios sonaba una palabra terrible: desabastecimiento. ¿Qué carajo pasaba? Me pregunté, y recordé que ayer comenzaba una huelga de transportistas.
Y me di cuenta que esta sociedad, nuestra sociedad, está llena de alarmistas, que se creen que por una huelga se van a acabar todos lo productos de los comercios, confunden todo y piensan en una guerra civil o en algo por el estilo.

Son esa la gente que produce desabastecimiento acaparando sin necesidad.

Son esa gente la que logra que aumenten aún más los precios por su falta, al haberlos acaparado.

Son gente que no piensa.

Cuando se solucione la huelga y todo vuelva a la normalidad, me daré el placer de gritarles “gilipollas” a los tontines de turno que estén cargando combustible con bidón y embudo en su coche.

8 comentarios:

Carilisve dijo...

¡Hola!
Pues quizá yo ya estoy vacunado en contra de esas situaciones, pues por estos lados ese es el día a día.
Una veces la carne, otra veces la leche, el arroz, etc, etc...
Saludos

Gustavo Rey dijo...

Si, si yo también lo sufrí en argentina pero aca en españa y en madrid esas cosas es casi imposible que sucedan. Si no hay pan se comen galletas y listo, pero acaparando le dejan el camino libre a vender más caro por la escasés. Cosa que repito no va a pasar. saludos

John C. dijo...

La verdad es que es como tu dices,Gus,parece una situación de guerra tal cual.

Y aunque la cosa de la huelga es un fastidio,aun no estamos ni de lejos en esos extremos catastrofistas.
Lo peor es que eso produce el efecto contagio:como lo hacen unos,alla van otros más.Y la prensa haciendose eco de eso,echa más leña al fuego.

No quiero ni pensar lo que ocurriría si de verdad cundiera el pánico.

un saludo

Pablo dijo...

Hola Gustabo.
Te invito a que te fijes en mi blog el post del viernes 25 de abril, ahí expliqué que fue lo que pasó.
Decime que te interesaría si un link o un banner.
Espero tu respuesta.

Pablo
www.loencontreenlaweb.blogspot.com

Silvia dijo...

Dios, Gus , ando muy despistada, acepta mis disculpas por tanta ausencia :)

La psicosis es colectiva en Mallorca, ya falta gasolina y a las 9 de la mañana ni pan había :(

Besos, niño^^

Jess dijo...

permiso...
Es verdad, no lo habia visto de esa forma, pero tenes toda la razon!

Noa dijo...

Gus, trabajo en un clínica, ya he flipado cuando han empezado a llamarme pacientes diciéndome q hoy no venían pq estaban sin gasolina (vale...), pero cuando me ha llamado una y me ha soltado q no no venía porque tenía q ir urgentemente a hacer la compra... Menos mal que no ha visto la cara que le he puesto...
Sin comentarios.

MOIRA dijo...

Querido amigo....
yo que trabajo en un supermercado y no de cajera,he tenido la desgracia de ver y oir toda clase de barbaridades con la palabra DESABASTECIMIENTO por cabecera..
Como bién dices,lo único que vamos a conseguír, es dar rienda suelta a los precios para que suban si cabe aún más que ya están bastante subidos!!
Pero el miedo es libre gus...así que ale acumulando...acumulando!!!

Besos desde madrid